Cookies con pepitas de chocolate

Me gusta mucho cocinar. Me relaja y me ayuda en momentos en los que necesito pensar y por ello, a la mínima me pongo entre fogones, cuchillos, alimentos,… Me encantaría poder tener siempre gente en casa, para comer y es que es uno de mis pequeños placeres.

Cuando empecé a cocinar, sinceramente, no me atrevía con muchas cosas. ¿Y si se me quema? ¿Y si no está bueno? ¿Y si me lo tiran a la cara? Y así mil preguntas y miedos se agolpaban dentro de mi, pero un día encontré una receta, sencilla, fácil y sin muchas complicaciones y encima, una receta dulce. Sí, los dulces son mi perdición y una de las cosas que más me gusta hacer.

He pensado que para mi primera receta, no podría ser otra que esta, pues como digo, fue la primera que hice, que me ayudó a quitarme el miedo en la cocina y a quitarme el miedo de los postres y ver, que puedo disfrutar muchísimo mientras creo desde 0.

INGREDIENTES

  • 100 gr. mantequilla pomada
  • 90 gr. azúcar moreno
  • 45 gr. azúcar blanco
  • 1 cdta. esencia vainilla
  • 1 huevo a temperatura ambiente
  • 200 gr. harina repostería
  • 7 gr. levadura química
  • 80 gr. chips chocolate
  • 1 pizca de sal

RECETA

Para empezar, lo que debemos hacer es mezclar la mantequilla, que debe estar en punto pomada (a temperatura ambiente), con el azúcar blanco y moreno.

Puedes hacerlo a mano, con un bol y una espátula o cuchara de madera. Si tienes mezcladora, tardarás menos en hacer la masa. Tú decides.

Batimos ligeramente el huevo y lo añadimos a la mezcla, junto a una pizca de sal. Seguimos mezclando. Como veis en la foto, yo lo hice con unas varillas, pero porque es más cómodo. Podéis hacerlo con la espátula de madera o con las varillas.

Añadimos a la mezcla una cucharadita de esencia de vainilla. Esto, sinceramente va a gustos. Yo normalmente, le pongo una cucharada sopera, me gusta el sabor que deja la vainilla en estas galletas al fundirse con el sabor del chocolate.

Añadimos a la mezcla la harina de repostería y la levadura, previamente tamizadas para que no nos salgan grumos en la masa. Después debemos mezclarlo bien con la espátula de madera.

Solo nos queda añadir los chips de chocolate y hacer la última mezcla para que los chips se mezclen por toda la masa. Por último, debemos hacer una bola con la masa y meterla en la nevera, como mínimo durante una hora.

Yo, de un tiempo a esta parte, en vez de una bola hago un rulo. Lo envuelvo en film y lo pongo en la nevera. Lo hago así, porque luego para cortar las porciones es más práctico. Pero como se dice, cada maestrillo tiene su librillo. Hay personas que no ponen la masa en la nevera y directamente las hornean. Como digo, esto es a gusto de cada uno.

Mientras la masa está en la nevera, precalentamos el horno a 200º con calor arriba y abajo. Yo para precalentar le pongo el ventilador, pero luego, para hornear, sobre todo en repostería lo quito. Como cada horno es un mundo y todos sabéis el truco del vuestro, yo os cuento como lo hago, pero cuando hagáis una hornada, veréis cómo conseguir el toque perfecto.

Yo precaliento a 200º con ventilador, calor arriba y abajo durante 10 minutos. Mientras se calienta, saco la masa de la nevera y la corto en trozos de un centímetro. Cojo cada trozo, hago una pelota como de ping-pong y la pongo en mi bandeja, previamente preparada. Aplasto, ligeramente la masa y la dejo lista para meter al horno.

Antes de meter las galletas a hornear, quito la función del ventilador y bajo el horno a 180º. Dejo las galletas horneando, entre 7 – 10 minutos. Cuando veo que empiezan a brillar, suelo sacarlas del horno, pues si no, se pueden churruscar rápidamente y el sabor ya no es el mismo.

Aquí se puede apreciar la diferencia de horneado. La de la izquierda estuvo en el horno 6 minutos. La de la derecha estuvo 10 minutos. La primera queda blanda y al comerla se deshace en la boca. La segunda queda algo más dura. Todo depende de cómo te gusten

Y ahora solo queda sacarlas del horno, ponerlas en una rejilla para que se enfríen y tener cuidado que nadie se pierda por la cocina, porque entonces, en vez de 20 o 25 galletas, tendrás 2 o 3, y si no, que se lo digan a mi hija.

14 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Mony dice:

    Me guardo esta receta para prepararla pronto

    Le gusta a 1 persona

    1. Mony mil gracias por tu apoyo y tu mensaje 🙂
      Espero que la prepares pronto y me avises

      Me gusta

  2. Me guardo la receta para preparala pronto

    Me gusta

  3. Me encanta tu método del rulo para la masa y cortar las porciones, es una idea genial.

    Le gusta a 1 persona

    1. Es lo mejor, porque cuando la masa está fría es más difícil de manejarla y así solo tienes que cortarla.

      Me gusta

  4. Qué ricas!! En casa nos encantan!! De paso decir que me encanta el blog 😉

    Le gusta a 1 persona

    1. Mil gracias Montse 🙂
      Tenía muchas ganas de abrir un blog de cocina y al final mira… me he lanzado!
      A mi estas galletas me chiflan y en el trabajo me las piden!!

      Me gusta

  5. De entrada decir que me encanta haber encontrado a alguien más que le relaje la cocina!! Por otro lado, que sepas que te voy a secuestrar la receta de galletas… ¡ya tengo desayuno diferente para el sábado!

    CocinaDeEmergencia!

    Le gusta a 1 persona

    1. Muchas gracias por tu mensaje.
      La cocina me relaja y me encanta y no entiendo cuando me dicen que se estresan. Mi madre, por ejemplo, la odia y siempre le digo que no lo entiendo. Yo busco ideas y excusas para entrar y cocinar.
      Pues espero que hagas la receta y me digas qué tal te han salido. Ya verás como serás la reina de la casa.

      Me gusta

  6. Taisa dice:

    ¡A quién no le gustan las cookies! 😀 Interesante la receta. Hace mucho que no hacemos en casa…

    Le gusta a 1 persona

    1. A nosotros nos chiflan y en el trabajo me las piden para que las lleve de vez en cuando.
      si hace mucho que no hacéis, ya tienes una excusa, preparar esta receta a ver cómo quedan 😉

      Me gusta

  7. KATTY COOL dice:

    Genial receta, me la apunto gracias ^^
    .KATTY.

    Le gusta a 1 persona

  8. Mi madre! Se ven sencillitas de preparar y deliciosas!
    Claro que en mis manos….pueden acabar siendo una galleta gigante….jejejeje. Tengo antecedentes.
    Abrazos

    Me gusta

    1. Jajajaja. Pruébalo!!! A lo mejor esta vez te salen. Importante, que la masa esté fría de la nevera

      Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s